“Le he mandado copia a tu suegro”

El Rey, seguido por la princesa Corinna zu Sayn

Corinna a Urdangarín: “Le he mandado copia a tu suegro; esta propuesta disipará cualquier duda”

Correo del Duque de Palma a la amiga del Rey: “Te envío mi cuenta bancaria”

Stop corrupciónJosé Luís Lobo.- Corinna zu Sayn-Wittgenstein, la amiga del Rey con la que éste compartió el accidentado safari de Botsuana en el que resultó herido, envió a Iñaki Urdangarín un correo electrónico el 22 de febrero de 2005 en el que le decía: “Le he mandado copia a tu suegro y espero que esta propuesta disipará cualquier duda”.

La “propuesta” a la que aludía la princesa alemana era su respuesta a la petición que previamente le había trasladado don Juan Carlos para colocar a su yerno en la Fundación Laureus, una organización internacional de carácter altruista que promueve la práctica del deporte como herramienta para combatir la pobreza infantil, y a cuya junta consultiva pertenecía Corinna.
Ese correo electrónico -y otros 196 más- forma parte de la última remesa entregada el pasado sábado al juez José Castro, instructor del caso Nóos, por el ex socio de Udangarín, Diego Torres. Los mensajes ponen de manifiesto que el jefe del Estado no sólo estaba al corriente de los negocios de su yerno, sino que hizo gestiones personales para ayudarle a obtener fondos.  

El 26 de febrero de 2005, cuatro días después de recibir aquel email, el duque de Palma contestaba así a la amiga del monarca, que estaba a punto de cerrar el fichaje por la filial española de la Fundación Laureus del entonces presidente del Instituto Nóos: “Perdona mi silencio de estos días, pero quería consultarlo con mi suegro y con Alberto Aza“, en alusión al entonces jefe de la Casa del Rey.

 

Casi un mes antes, el 23 de enero de aquel año, el marido de la infanta Cristina de Borbón había remitido otro correo a Corinna -sobre estas líneas- que despeja cualquier duda sobre los negocios, auspiciados por el Rey, que ambos habían cerrado o estaban a punto de cerrar: “Te envío mi cuenta bancaria para poner al día nuestras operaciones”.

Este último mensaje, redactado en inglés como los otros, arranca así: “Querida Corinna, ¿cómo estás? Imagino que más ocupada que nunca. La temporada de caza es una locura“. Urdangarín alude así a una de las fuentes de ingresos de la aristócrata alemana: organizar safaris para clientes adinerados a través de la compañía londinense Boss & Company Sporting Agency, filial de la prestigiosa armería Boss & Guns.

Hasta 250.000 euros

La amiga de don Juan Carlos detalla al duque de Palma que ya ha entregado su curriculum, tal y como le había pedido el Rey, a la cúpula directiva de la Fundación Laureus, y que si entra a formar parte de ella podría obtener unos ingresos de 200.000 euros anuales. No obstante, Corinna se compromete con Urdangarín a hacer gestiones para que esa cifra, incentivos mediante, pueda incrementarse hasta los 250.000 euros.

El monarca estuvo al corriente de todas esas gestiones, ya que tanto su yerno como su amiga le enviaban copia de los correos electrónicos que intercambiaban. También recibió copia de algunos de esos emails Carlos García Revenga, secretario de las infantas Cristina y Elena de Borbón, que el próximo sábado prestará declaración como imputado, inmediatamente después de Urdangarín, ante el Juzgado de Instrucción número 3 de Palma.

Torres aseguró el sábado, durante su declaración de más de siete horas ante el juez Castro, que el Rey autorizó una reunión en el mismísimo palacio de La Zarzuela, celebrada en la primavera de 2004, en la que participaron el propio Torres, Urdangarín, el entonces presidente valenciano, Francisco Camps, y la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá. El motivo de ese encuentro fue negociar la puesta en marcha de los Valencia Summit, tres foros sobre turismo y deporte que reportaron a las arcas de Nóos más de tres millones de euros de fondos públicos.

El ex socio del duque de Palma insistió una y otra vez que la Casa del Rey “estaba al corriente” de todas las actividades del Instituto Nóos, desde el propio don Juan Carlos a García Revenga, pasando por el asesor jurídico del monarca, José Manuel Romero Moreno, conde de Fontao, y la infanta Cristina. “No se hacía nada sin que fuera previamente supervisado y autorizado por la Casa Real”, aseguró Torres.

El Confidencial (17.02.2013)

Sé el primero en comentar en «“Le he mandado copia a tu suegro”»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Traducción »