Bajo la dictadura de la oligarquía financiera

Análisis para intentar acercarnos al contenido social y político de la dictadura de clase a la que la clase obrera y los países dependientes estamos sometidos, comenzando por hacer una radiografía de la crisis, señalando consecuencias, responsables y beneficiarios. El papel de España dentro de la división internacional del trabajo, de la cadena imperialista. El monopolio, la oligarquía financiera y el capitalismo monopolista de Estado, lo que decían Marx, Engels y Lenin. Las etapas del imperialismo y el papel de los monopolios transnacionales. Nuestro enemigo de clase, la oligarquía financiera, y la alternativa, cambio del carácter de clase del Estado, dictadura del proletariado, transformar el modo de producción y construir el socialismo en lo político, económico, ideológico y cultural

A.   Radiografía socioeconómica: el ajuste interminable.

B.   España, soberanía limitada por el imperialismo.

C.    El monopolio, última forma de competitividad en el modo de producción capitalista y la oligarquía financiera.

D.   La órbita transnacional del imperialismo, contradicción y lucha de clases.

E.    Los Monopolios Transnacionales.

F.    Nuestro enemigo de clase: la oligarquía financiera española, catalana y transnacional.

G.   Nuestro objetivo final, la construcción del socialismo y el comunismo.

Radiografía socioeconómica: el ajuste interminable

La radiografía de España no deja de ser desalentadora, el índice de pobreza alcanza al 25% de la población (12 mill.)., vamos a la cabeza de la UE en tasa de paro con 6 millones, más de medio millón de trabajadores desalojados por los bancos protegidos por la ley capitalista del más fuerte y las fuerzas de orden “público”, recortes en sanidad y enseñanza, privatización de hospitales, empresas con amenazas de cierre (Roca, Telemadrid, Novabanco, etc.), que echa a la calle a miles de trabajadores para defender su empleo. El atraco a millones de pensionistas que ven como congelan sus pensiones para seguir pagando miles de millones de euros a los banqueros alemanes…

El Estado capitalista cumple así con su función clasista, recauda a los pobres para dárselo a los ricos, los recortes sociales y “rescates” financieros supone una operación en gran escala para la nacionalización de las pérdidas financieras que son pagadas con dinero público. La banca española debe más de 1 billón de euros a la banca internacional y desde que empezó la crisis se ha puesto en manos de los responsables de la misma, nada menos que medio billón de euros. Dentro de este “plan operativo” anti-crisis el gobierno del PP ha elaborado un programa de reformas (2012-15), que contempla el desvío creciente de dinero público al capital financiero, con el recorte de un 20% de los salarios para recuperar la tasa de ganancias del capital y la privatización del sector público (agua, sanidad, etc.).

Estamos ante un sistema de deuda externa que mantiene un neocolonialismo que obliga a seguir la política económica dictada por la TROIKA –FMI, BCE y Comisión Europea-, instituciones enteramente antidemocráticas ya que la mayoría de sus miembros son nombrados por los estados imperialistas (Alemania, EE.UU., etc.). La banca, responsable de la crisis, dispone de libertad absoluta para seguir especulando. El Señor Botín, los banqueros alemanes, españoles y catalanes, no deben preocuparse, pueden seguir pidiendo dinero al Banco Central Europeo a un 1% para luego especular con la deuda pública española exigiendo un 7% de interés. Fortunas como la de Amancio Ortega, propietario de Inditex, no paran de crecer, ya es la 2ª fortuna que más aumentó en el 2012 colocándose como la tercera persona más rica del mundo, detrás de Carlos Slim y Bill Gates.

Las revueltas, protestas, huelgas y movilizaciones que tanto molestan son crecientes y en medio de esta guerra de clases, ricos y pobres, financieros y proletarios, aparece una nueva cortina de humo, como la inmigración es ya un “chivo expiatorio” gastado y la telebasura es insuficiente para distraer a las masas que se rebelan, se busca una cortina de humo, los sueldos de la denominada “clase” política. Para contener el gasto público de los Estados amenazados por el capitalismo financiero transnacional propio y foráneo, no sólo hay que aplicar recortes sociales, sino también contener, recortar y hasta suprimir los sueldos de los “políticos”, y aquí meten en el mismo saco a todos, tanto los que cobran grandes sueldazos, como los miles de militantes obreros y de izquierda que no cobran nada, o cobran lo mínimo. El objetivo, imponer el proyecto tecnócrata, la oligarquización de la política donde deciden los “expertos” del capital, para reducir y dejar sin capacidad de decisión a parlamentos, ayuntamientos, CC.AA., etc., ¡total ya decide la TROIKA y la plutocracia (1) por nosotros!.

No deja de ser un escándalo que cargos públicos cobren sueldos prohibitivos como Cospedal (Castilla La Mancha), o Belloch (Zaragoza) 158.000 y 109.000 euros anuales. Pero cuando dicen recortar esos sueldos para recaudar nos venden gato por liebre en doble sentido. Primero, porque nos quieren imponer el gobierno de la plutocracia sin matices. Los ricos quieren ser los únicos que pueden hacer política, la de su clase, y los pobres, los proletarios no. ¿Se puede meter en el mismo saco a un cargo público que cobra el salario medio o un concejal que cobra 300 euros brutos al mes que a la señora Cospedal?. Segundo, no es que no haya dinero, lo hay, prueba de ello es que el nivel de gasto social público en España está ¡¡¡22 puntos por debajo del PIB por habitante!!! (producción por persona). El Estado y las CC.AA. podrían recaudar ¡¡¡66.000 millones de euros más al año!!!, y destinarlo a ampliar el estado de bienestar y empleo público. Ese dinero que falta, es parte de las plusvalías, tasas de ganancia e interés que el capital no grava, no paga impuestos, y ni el Estado, ni las CC.AA., lo recaudan. El gasto social que aquí en España nunca ha alcanzado la media de la UE15 ¡¡¡está volviendo a bajar hacia niveles de la dictadura franquista que era de 8 puntos menos!!!.

Nada de gravar las rentas del capital, nada de tocar las subvenciones millonarias que el Estado aconfesional sigue pagando religiosamente (nunca mejor dicho) a la Iglesia. Que sigamos siendo los que dependiendo de un salario contribuyamos con el 80% de los impuestos directos y otro tanto de los impuestos indirectos. Mientras monopolios financieros, industriales y comerciales, que explotan y sobre-explotan a sus trabajadores, seguirán siendo los que menos pagan. No es de extrañar que España sea junto a EE.UU. los dos países capitalistas de la OCDE que menos impuestos pagan, los ricos claro. Para dejarlo más claro, la gran banca y la gran patronal en España pagan 5 veces menos de lo que pagarían en Suecia.

En esta crisis, ningún banquero ha sido juzgado en nuestro país. Es más, cuando algunos se han visto apretados con la soga al cuello, han recibido el indulto del gobierno de turno. Lo último que hizo Zapatero ¡¡¡cuando era presidente en funciones!!! fué indultar al Consejero Delegado del Santander Alfredo Sáez. Y actualmente Rajoy no para de emitir indultos relativos a tráfico de drogas, prevaricación, estafas, etc. La ley que han utilizado indistintamente los gobiernos neoliberales PP y PSOE data de 1870, de la España caciquil de Cánovas, Sagasta y Alfonso XII, y carece de control judicial o parlamentario. El último indulto ha sido el perdón a 4 mossos d´esquadra condenados por torturas (2).

Estamos ante una dictadura de clase social. Por eso, para intentar taparla sacan los sueldazos de algunos cargos públicos, para desviar la rabia, ya que últimamente nos estamos metiendo demasiado con los bancos, con los poderosos. Pero se quedan cortos. ¿Porqué no nos dicen que los 70 sueldos de todos los alcaldes de capitales de provincia y presidentes de comunidades y del gobierno juntos equivalen casi a un solo “sueldo”, el de Emilio Botín?. Eso sin contar su patrimonio valorado en miles de millones de euros.

El documento íntegro se encuentra en este enlace: http://www.larepublica.es/2013/01/bajo-la-dictadura-de-la-oligarquia-financiera/

La República.es, 31-01-2013

Sé el primero en comentar en «Bajo la dictadura de la oligarquía financiera»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Traducción »