Recoder, líder virtual de la oposición interna a Mas

Recoder

Oposición de ERC a Boi Ruiz y a Mascarell, dudas respecto Padrol

Esta misma mañana, Lluís Recorder, conseller en funciones de Territorio y Sostenibilidad, ha dicho a Artur Mas que rechazaba estar en el nuevo gobierno. Ha revelado el hecho estricto, sin ningún detalle, hace dos horas, por lo tanto en primicia total, por la Agencia Catalana de Noticias (ACN).

Cuando la ACN estaba enviando su primicia, yo estaba hablando con otras fuentes que me informaban de lo mismo, dándome detalles que iré exponiendo en esta crónica de urgencia. Que lo anunciara la ACN tiene un gran valor añadido. Al ser de la Generalitat, implica su oficialidad.

Se pueden añadir más cosas. La primera es que todavía ayer, Mas ofrecía a Recorder tanto la Conselleria de Interior como repetir en la que ya ocupaba. Recorder reclamaba no estar sujeto a Mas-Collell (si continuaba en su cargo) ni a Francesc Homs (si pasaba a Interior), si bien no llegó a considerar seriamente ninguna de las dos ofertas.

Poder dentro del partido
En cambio, hacía una cuestión capital a que se le diera más poder dentro del partido. Mas decía que si y que no, hasta que esta mañana Recorder ha pasado a alargar la lista de los muchos que ya han rechazado formar parte del nuevo gobierno.

Según fuentes propias, Recorder pasará a ser el auténtico líder de hecho de una línea moderada dentro de CDC, muy contraria a Artur Mas. En los últimos días, Recoder han tenido muchos contactos con Duran Lleida y sobre todo con su viejo amigo político y personal Miquel Roca Junyent. Ha recibido muchas llamadas de dirigentes y militantes de CDC, de UDC, así como de sectores menestrales, empresariales y financieros.

Antes de retomar el tema Recorder – de lejos el más importante de la actual formación de un nuevo gobierno – hay que reafirmar que ERC continúa oponiéndose a que Boi Ruiz y Ferran Mascarell, continúen ocupando, respectivamente, las conselleries de Salud y Cultura.

Fuentes muy importantes de CDC me dicen: «El pacto con ERC ya ha implicado una vía de confrontación casi abierta y seguro que creciente entre CDC y UDC. Si Mas persiste en mantener a Ruiz y a Mascarell se abrirá otra via de confrontación, no menos importante, entre CDC y ERC «.


Nubes en Interior, Salud y Exteriores

Volvemos al punto de partida, con todo tipo de nubes sobre quienes serán los osados ​​que aceptarán ser consellers de Interior, Salud y Asuntos Exteriores, como ya se expuso en este diario digital.

La nube sobre Interior es impenetrable. Ahora se entiende un poco y en buena parte el porqué. En efecto, la resistencia de Recorder a estar en un gobierno con cúpula «talibán» daba miedo a Recoder. Había tenido este justificado sentimiento en el 2007 cuando pasó a ser la principal figura institucional local de CDC, en su condición de alcalde de la ciudad más grande en manos convergentes, Sant Cugat del Vallès. Entonces pidió tener más fuerza en el partido. Pero los «talibanes» le rechazaron, haciéndole sólo responsable de política municipal de CDC, sin luego dejarle hacer nada. Recorder lo recuerda y ha aprendido.

Taradell, capital del mundo

Respecto a Salud, Mas ha contactado con muchos posibles candidatos. Había dominado el nombre de Albert Ledesma. Fue propuesto tanto por Francesc Homs como por Jaume Aubia, jefe de hecho del Colegio de Médicos. Ledesma es de Taradell (Osona). Si fuera conseller, como lo será Homs, Taradell podría salir en el libro Guinness de los récords: en aquella población habría un conseller por cada 3.100 habitantes.

Ha jugado en su contra su responsabilidad en la masacre de la sanidad pública que está intentando llevar a cabo la consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid, del PP. Cuando se trata de recortar resulta que, por CDC, el demoníaco «Madrid» se convierte en un alumno de los recortes concebidos por el desaparecido José Prat, junto con Artur Mas y Boi Ruiz.

Ruiz se consideraba fuera del todo

Hasta hace cuatro días, hablando con un grupo de amigos suyos, Ruiz daba por asumido su cese. Afirmaba que su mejor y casi seguro sustituto sería Albert Ledesma. Añadía que se iría de Catalunya para trabajar en el extranjero en inversiones privadas españolas, en el campo de la sanidad. Estaba visiblemente deprimido. Ahora parece que Mas ha recuperado su candidatura después de muchos rechazos de otras personas.

Son personas que supieron, por este diario digital, que dependerán directamente de Mas-Collell, el cual está dispuesto a recortar aún mucho más que Ruiz. Indudablemente, será así. Por eso se produjo el ofrecimiento de Josep Maria Via, antiguo secretario del gobierno con Jordi Pujol. Vía ha publicado artículos, uno de ellos reproducido por este diario, de una dureza recortadora insuperable. Esto hizo que él tuviera en cuenta Mas-Collell. Pero no parece que ahora tenga posibilidades.

El miedo que genera Josep Maria Via
«Si Vía fuera conseller – me dice una alta fuente de CDC – en el mismo mes de enero tendríamos una huelga general en todos los centros del Instituto Catalán de la Salud (ICS). Si Mas lo ha consultado con Xavier Trias, que conoce el sector, le habrá dicho eso mismo. Por eso Mas está sin candidato y puede incluso pensar en Ruiz. Pero creo que no lo designará porque ERC le ha vetado expresamente, como Mascarell «.

En efecto, un factor determinante es la oposición de ERC a Ruiz y a Mascarell. Oriol Junqueras dice que en sanidad hay que acabar con «recortes ideológicas», precisando a Mas, en privado, aunque no sería necesario, que se refiere a Boi Ruiz con su voluntad de favorecer la sanidad privada concertada y los clanes sanitarios de CDC. Si Mas no le hiciera caso, ERC podría no perdonarle, y hacerle pagar, cuando quisiera. Habrá ocasión, sin duda.

El jacobino Mascarell rechazado por ERC

Lo mismo puede decirse respecto a Mascarell, a quien ERC acusa de ser un «jacobino» y de su pasado maoísta, superando todas las cuotas imaginables de anticatalanismo. Tampoco le perdonan que ocupara la conselleria de Cultura bajo el Tripartito. ERC la consideraba su patrimonio y, lo que es más exacto, su principal instrumento de clientelismo cultural o subcultural. A través de su más que preocupante secretario general Xavier Solà, hombre de asuntos complicados, Mascarell ha creado una red de clientelismo que ERC querría para sí misma.

Como en el caso de Salud, ERC haría pagar a Mas que ahora no le hiciera caso y no echara a Mascarell. En cambio, UDC prefería que continuaran Ruiz y Mascarell. Hay fuego y hay brasas. Que asusta más a Mas? Pronto se verá. Dicho otra manera, de qué muerte quiere morir ya manos de quién? De ERC o de UDC?

Homs sustituto de Mas y Asuntos Exteriores

Cuando una fuente me contó que Francesc Homs, pasaba a ser el superconseller político no pude exclamar, instintivamente, «preferiría a Mickey Mouse». Ahora lamento haber insultado a aquel divertido ratón de Disney. Pero aquello no fue nada respecto al insulto que podría haber exclamado al oír el nombre de Germà Gordó para conseller de Exteriores. No me lo dijo ninguna de sus fuentes, sino alguien que lo leyó, sin recordar dónde.

Consulté a fuentes de confianza y me lo negaron. Pero, a saber: estamos en un mundo de locos, donde todas las cosas más verdes y disparatadas pueden madurar. En todo caso, Mas no tiene buenos candidatos, porque cualquiera que lo fuera le diría que se fuera a hacer puñetas. Lo de la «internacionalización del conflicto catalán», el creer que la Unión Europa es algo diferente de una unión de Estados y el soñar que podemos ser un modelo para algo bueno, son ruedas de molino demasiado grandes para ser tragadas por alguien inteligente. Quizá, ay las, por eso piensa en Gordó.

Gordó, difícil de creer, pero no viene de una locura
Como no sé nada ni soy capaz de creérmelo, sólo puedo recurrir a lo que debería ser sabido de Gordó. Éste, fue y es (en funciones) el responsable de la aventura delirante de CDC en Perpiñán, en crear, y en pagar, una sucursal del partido con un magnífico local, pero casi sin militantes ni votos. Está confiada, a pesar una serie de escándalos, a Jordi Vera, antiguo dirigente de organizaciones terroristas marxista-leninistas, según he expuesto (en solitario) en muchos artículos, con detalles y datos. Quien esté interesado puede buscar en Internet.

Qué tiene que ver esa folia con las funciones de secretario del gobierno de la Generalitat? Para una cabeza bien puesta jurídicamente, nada de nada. Pero no se puede decir que la Generalitat, desde su presidente hacia abajo, sea jurídicamente seria. Porque esto es así, se atribuyó a Gordó «coordinar actuaciones del gobierno que se desarrollen en otros territorios de lengua y cultura común» y Santas Pascuas. El diferenciar entre administración y partido tampoco se hacía en las dictaduras comunistas o fascistas. Nada nuevo.

Gordó presentándose como un sesudo

Además, hace meses, Gordó convocó una reunión en la bien y bien embargada sede de CDC en la calle Còrsega de Barcelona, ​​presentándose como el gran coordinador de CDC por los temas internacionales. Ay, Dios mío. Hubiera pagado por estar allí. Le hubiera preguntado el nombre de alguna capital de un país. La cosa hubiera podido degenerar en tragicomedia.

Finalmente, otros temas, de los muchos que quedan pendientes y pueden ser modificados por un Mas escaso de candidatos. Por cierto, la escasez de candidatos es lo mismo que le pasó hace dos años, cuando los que no eran, como se sabe, «los mejores», tampoco fueron los inicialmente elegidos. Entonces hubo fuga de los menos malos. Ahora hay más.

Dudas respecto a Hérib Padrol

Se añade el problema de la bipolar superioridad administrativa atribuida a Homs y Mas-Collell. Esto crea problemas específicos. Así, ayer me informaron de que Heribert Padrol, viejo amigo personal de Artur Mas, no queria ser conseller de Hacienda si dependía de Mas-Collell, ni este querría a Padrol como conseller, sino sólo como «Secretario de Hacienda» . Una tercera vía sería que Padrol coordinara un trabajo externo. Ay caramba, podría llegar a ser como la sanidad: crear, o reclamar, o querer asumir una sanidad pública para luego privatizarla.

Otro problema sería qué hacer con respecto a Santi Vila, alcalde de Figueres, contactado para ser conseller, previsiblemente de Cultura, si Mascarell continuara cogido y mendigando ridículamente.

Finalmente, la pregunta del millón? Alguien puede llegar a creer que Mas llegue a durar medio año? Me dicen que incluso él empieza a tener dudas. Sería el primer pequeño indicio de lucidez desde hace meses.

Alfons Quintà

eldebat.cat (23.12.2012)

Sé el primero en comentar en «Recoder, líder virtual de la oposición interna a Mas»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Traducción »