Wert propone el bilingüismo escolar por ley y Rigau considera que es la mayor “ofensiva contra el catalán” desde 1978

La consejera de enseñanza en funciones de la Generalidad, Irene Rigau (CiU), durante la rueda de prensa de este lunes (foto: gencat.cat).

Español y catalán deberán utilizarse como lenguas vehiculares en toda la educación obligatoria ‘en proporciones equitativas’. Hasta poder garantizarlo, la Administración deberá sufragar un colegio privado a los padres que lo soliciten. Al contrario de lo señalado por la consejera, la asignatura de catalán será obligatoria en todas las etapas.

Alejandro Tercero.- La apuesta del PP por garantizar los derechos lingüísticos de todos los ciudadanos españoles parece que va en serio. Al menos eso es lo que se deduce del borrador de la Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE) que el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte ha hecho llegar este mediodía a las CCAA de cara a la reunión que este martes mantendrá el titular de la cartera, José Ignacio Wert, con los consejeros autonómicos del ramo.

La principal novedad que introducen el borrador y la memoria respecto a los textos anteriores es la que se refiere a la obligatoriedad de garantizar ‘el derecho de los alumnos a recibir las enseñanzas en castellano’, lo que, en las CCAA con más de una lengua oficial, se traduce de la siguiente forma:

‘Las Administraciones educativas garantizarán en todas las etapas educativas obligatorias que las lenguas cooficiales sean ofrecidas en las distintas asignaturas en proporciones equilibradas en el número de horas lectivas, de manera que se procure el dominio de ambas lenguas oficiales por los alumnos, sin perjuicio de la posibilidad de incluir lenguas extranjeras. Corresponde a las Administraciones educativas determinar la proporción que proceda en el uso del castellano y la lengua cooficial como lenguas vehiculares en el sistema educativo, en atención al estado de normalización lingüística. Las Administraciones educativas podrán otorgar, en función del estado de normalización lingüística en sus territorios, un trato diferenciado a la lengua cooficial respecto del castellano en una proporción razonable, sin que en ningún caso pueda suponer de hecho la exclusión del castellano’.

Colegios privados para garantizar el cumplimiento del bilingüismo

El articulado propuesto por el Ministerio se ajusta estrictamente a lo recogido en diversas sentencias el Tribunal Constitucional y del Tribunal Supremo, que determinaron que en las CCAA con más de una lengua oficial ambas deben ser vehiculares de forma ‘proporcional y equitativa’.

Además, el texto recoge la iniciativa de Wert conocida hace dos meses, en el sentido de que, mientras el bilingüismo no se cumpla, la Administración estará obligada a pagar a los padres que lo deseen el coste de un colegio privado donde puedan recibir la educación también en español:

‘Mientras no se realice la determinación a que se refiere el párrafo anterior, los padres o tutores tendrán derecho a escoger la lengua vehicular de la enseñanza que reciban sus hijos. Cuando, como consecuencia de dicha falta de determinación, no exista oferta docente pública o concertada en la lengua vehicular elegida en la localidad de residencia de los alumnos, los padres o tutores podrán optar por escolarizar a sus hijos en centros privados, correspondiendo a la Administración educativa sufragar los gastos de escolarización’.

La Generalidad considera el bilingüismo como una “ofensiva contra el catalán”

Pese a que la propuesta del Ministerio no va más allá de lo que vienen ordenando los tribunales, al menos, desde 1994, esta no ha sentado nada bien en el Gobierno en funciones de la Generalidad, en manos de CiU, puesto que supondría la liquidación del modelo de inmersión lingüística escolar obligatoria exclusivamente en catalán que, de forma ilegal, ha aplicado la Generalidad las últimas dos décadas.

Horas después de conocerse el texto, la consejera de Enseñanza de la Generalidad, Irene Rigau, ha convocado una rueda de prensa de urgencia. Sorprendentemente, según Rigau, establecer que el castellano y el catalán se utilicen como lenguas vehiculares ‘en proporciones equilibradas‘ es una “ofensiva contra el catalán”.

“Desde el año 1978, podemos decir que el catalán no había sido tan menospreciado en un texto del Ministerio. Y piensen que, antes de 1978 estaba prohibido. […] El texto rompe el modelo de escuela catalana en lengua y en contenidos utilizando normalmente el catalán en lengua vehicular”, ha señalado en su comparecencia, visiblemente contrariada.

Rigau cree que responde a “una estrategia política”

Rigau ha apelado a “no separar nunca a los niños por razón de lengua” como argumento para “nuestra convivencia”, algo que, sin embargo, está muy lejos de la pretensión del Ministerio, que pasa porque las asignaturas se impartan de forma equilibrada en las dos lenguas sin separar a los alumnos.

La consejera ha considerado que el texto se ha “escondido” hasta después de las elecciones autonómicas, lo que, en su opinión, responde a “una estrategia política”. “Más que interesarles la lucha contra el fracaso escolar, lo que les interesa [al Gobierno], como pueden comprobar, es romper el modelo de escuela catalana dejando la lengua en una situación que desde 1978 no habíamos tenido”, ha añadido.

Rigau se equivoca y asegura que el catalán no es obligatorio

Rigau ha asegurado que, según el borrador, la asignatura de lengua cooficial está integrada en el grupo de las optativas, por lo que “podrías tener el título de ESO y de Bachillerato sin examinarte de catalán”. Algo que ha calificado de “ofensiva como nunca nadie había podido ver, ni ningún ministro había osado plantear a lo largo de todos los años de democracia”.

Sin embargo, eso no es cierto. Como se puede comprobar en las páginas 15 (Primaria), 18 (ESO) y 29 (Bachillerato) del borrador de la ley, y en las páginas 64 y 66 (Primaria); 68 (ESO); y 70 y 71 (Bachillerato) de la memoria, la lengua cooficial distinta al español también es obligatoria en todas las CCAA que la tengan.

Artículo 12 del borrador de la LOMCE, que modifica el artículo 24.5 de la LOE, corroborando la obligatoriedad de la asignatura de lengua cooficial en todas las CCAA con dos lenguas oficiales.

Al contrario de lo señalado por Rigau, la memoria del borrador de la LOMCE deja muy claro que la asignatura de lengua cooficial (y la literatura en esa lengua) ‘siempre’ será obligatoria, pese a estar englobada en el grupo de asignaturas ‘de especialidad’.

Una prueba de “competencia en comunicación en la lengua materna”

“Están intentando hacer el camino al revés [del realizado en los últimos años], dificultando la enseñanza en catalán y dejando residualmente la enseñanza del catalán. Es una línea de involución. [Un ataque] a la línea de flotación. E imposibilita la aplicación de la LEC, que es la que consideramos válida para orientar el sistema educativo en Cataluña. Y entendemos que sería totalmente digna de ser recurrida [la reforma propuesta] porque no respeta el Estatuto”, ha insistido la consejera.

Otra de las novedades que Rigau ha considerado inaceptable es la propuesta incluida en el borrador de la ley para que el Ministerio realice una prueba de evaluación sobre “competencia en comunicación en la lengua materna” de los alumnos. “Queda claro que está hecho para poder demostrar que el catalán no ha de ser la lengua vehicular”, ha sentenciado.

La voz de Barcelona (3.12.2012)

Sé el primero en comentar en «Wert propone el bilingüismo escolar por ley y Rigau considera que es la mayor “ofensiva contra el catalán” desde 1978»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Traducción »