Aplazado hasta mañana el auto sobre la inmersión lingüística por desacuerdo

Ángel Escolano, abogado de las familias 

El TSJC dará a conocer el fallo a las 11h de este jueves | Rigau cita a partidos y entidades para reforzar la unidad por la escuela en catalán

Barcelona. (Agencias).- El pleno de la sala contencioso administrativa del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) seguirá deliberando este jueves por la mañana sobre el recurso de la Generalitat que defiende el modelo de inmersión lingüística en las escuelas, después de cuatro horas de discusión sin llegar a un acuerdo.

Según ha informado el TSJC, los 24 magistrados que integran el pleno de la sala contencioso administrativa volverán a reunirse mañana por la mañana y está previsto que en esa nueva deliberación haya una resolución sobre el recurso.

De hecho, los letrados de las partes implicadas en el recurso han sido citados para mañana a las 11.00 horas para darles a conocer el fallo del pleno del contencioso, como ha avanzado Ángel Escolano, abogado de las tres familias que recurrieron al Supremo para exigir la implantación del castellano como lengua vehicular en las aulas.

A la espera de conocer el auto, Rigau ha convocado a las cuatro de esta tarde una reunión con los partidos catalanes, excepto PPC y Ciutadans, a favor de defender la escuela catalana, que son CiU, PSC, ERC, ICV-EUiA y Solidaritat. Media hora más tarde, la consellera de Ensenyament ha convocado a las entidades Òmnium Cultural y Som Escola. Tras la reunión, la consellera tiene previsto hacer declaraciones.

El pleno del TSJC debe decidir si estima el recurso presentado por la Generalitat contra el ultimátum de dos meses que le dio la sección quinta de la sala contenciosa del alto tribunal (integrada por tres magistrados) para implantar el castellano como lengua vehicular en las escuelas catalanas, en cumplimiento de las sentencias del Tribunal Supremo que así lo establecen.

La Generalitat alegaba en su recurso que con su actuación para garantizar el conocimiento de ambas lenguas oficiales a los escolares está “debidamente ejecutada” la sentencia del Supremo y cumplida la legislación vigente y la doctrina del Tribunal Constitucional (TC).

El Departamento de Educación argumentó también que el fallo del Supremo, dictado a instancia de tres familias que exigían ser escolarizadas en castellano, afecta exclusivamente a esos alumnos, a los que ya se ofreció atención lingüística personalizada.

La decisión que tome mañana el pleno de la sala contencioso administrativa del TSJC en relación a la inmersión lingüística en las escuelas catalanas puede ser también recurrida de nuevo ante el Supremo, y se puede adoptar por una mayoría simple de magistrados.

El abogado de las familias recurrentes, Ángel Escolano, ha pedido a los magistrados de la sala contenciosa que “ejecuten la sentencia firme” del Supremo. Según Escolano, el TSJC no puede hacer un auto “diferente” a la decisión del Tribunal Supremo, ya que “no hay margen jurídico” para ello.

El abogado ha apuntado que el Supremo lo que hace es introducir la lengua castellana de tal forma que no quede relegada como si fuera una “lengua extranjera” a recibir en unas pocas clases.

La Vanguardia (7.03.2012)

—–

El TSJC, ENTRE LA ESPADA Y LA PARED, RETRASA UN DÍA SU FALLO SOBRE LA IMPOSICIÓN DEL CATALÁN

Enormes presiones políticas

Las presiones políticas habrían evitado que se conociera hoy el auto sobre la imposición del catalán en las escuelas.

El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña había anunciado que este miércoles daría a conocer el fallo sobre el recurso interpuesto por la Generalidad, que defiende la imposición lingüística en las escuelas. Sin embargo, no ha sido así.

El gobierno de Artur Mas interpuso este recurso contra el utimátum que dio el propio TSJC instando a la Administración a que en el plazo de dos meses implantara el castellano como lengua vehicular en los colegios para cumplir las sentencias del Tribunal Supremo que así lo establecen.

Cuando los abogados de Convivencia Cívica Catalana, una de las partes personadas en este proceso, han acudido este miércoles hasta las dependencias del tribunal para que les fuera notificada la resolución, les han citado para mañana, jueves, a las 11 de la mañana.

Fuentes jurídicas consultadas por la agencia EFE señalan que los 24 magistrados que integran el pleno de la sala de lo contencioso-administrativo aún no han tomado una decisión y que seguirán deliberando mañana. Es necesario que 13 de los 24 magistrados estén de acuerdo en uno u otro sentido.

Pero, según ha podido saber Libertad Digital, la decisión ya estaría tomada. El “problema” es que algunos de los magistrados –sometidos a grandes presiones políticas– habrían solicitado al resto de sus compañeros que el fallo se hiciera público a la vez que el resto del contenido del auto y de unos previsibles votos particulares. Presumiblemente varios de los magistrados emitirán votos particulares; votos que discreparían con el sentido del fallo y que, en el caso de que fuera favorable al Supremo, servirían para aplacar las iras nacionalistas y para presentar el auto como “polémico”.

Otra de las fuentes consultadas por LD señala que se estaría intentando conseguir que algún magistrado ‘cambie de bando’ a lo largo de esta tarde, de tal manera que no se alcanzase la mayoría necesaria.

La Generalidad alegaba en su recurso que con su actuación para garantizar el conocimiento de ambas lenguas oficiales a los escolares está “debidamente ejecutada” la sentencia del Supremo y cumplida la legislación vigente y la doctrina del Tribunal Constitucional (TC). El Departamento de Educación argumentó también que el fallo del Supremo, dictado a instancia de tres familias que exigían ser escolarizadas en castellano (representadas por Convivencia Cívica Catalana), afecta exclusivamente a esos alumnos, a los que ya se ofreció atención lingüística personalizada.

La decisión que notifique mañana, jueves, el Pleno de la sala puede ser también recurrida de nuevo ante el Supremo.

El TSJC tiene que ejecutar la “sentencia firme” del TS

El abogado de las familias recurrentes, Ángel Escolano, ha pedido a los magistrados que “ejecuten la sentencia firme” del Supremo. Según Escolano, el TSJC no puede hacer un auto “diferente” a la decisión del Tribunal Supremo, ya que “no hay margen jurídico” para ello. El abogado ha apuntado que el Supremo lo que hace es introducir la lengua castellana de tal forma que no quede relegada como si fuera una “lengua extranjera” a recibir en unas pocas clases.

C´s, “preocupado” por las “presiones” a los jueces

Por su parte, el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha señalado a este periódico que espera que “los jueces, a pesar de la presión que están recibiendo en las últimas semanas por el nacionalismo y todos sus brazos políticos y sociales y de subvencionados, no sufran esa presión, sean independientes y, por tanto, resuelvan este auto de la manera más razonable”.

Rivera recuerda que hay “tres sentencias del Supremo que dejan bien claro que hay que reintroducir el castellano como lengua vehicular en la escuela catalana”. Es por ello que espera que el tribunal “simplemente lo haga” y no acepte las “absurdas” alegaciones de la Generalidad.

No obstante, desde C´s se muestran “verdaderamente sorprendidos, incluso preocupados, por la presión política y social sobre los tribunales“; incluso han “reventado los correos particulares de muchos de esos magistrados”, denuncian. Para el líder del partido catalán, “es inaceptable que se presione al poder judicial, porque además estamos hablando de la ejecución de algo que ya es firme, no es una deliberación”.

No obstante, Rivera espera que la Justicia “ponga las cosas en su sitio” y que la “Generalidad lejos de rebelarse y convertirse en insumisos de salón frente a ello”, cumplan el fallo aunque sea contrario a sus postulados. 

Libertad Digital (7.03.2012)

Sé el primero en comentar en «Aplazado hasta mañana el auto sobre la inmersión lingüística por desacuerdo»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Traducción »