La cosa no iba por tí, pero me la repat

La cosa no iba por tí, pero me la repatea tanto miramiento ante alguien como fue Fraga que no estuvo en contra de la pena a muerte a Julián Grimua, el último fusilado republicano en fecha tan tardía como fue 1962, todo lo contrario. No puedo tolerar ni justificar a nadie que tuvo tanta connivencia con el franquismo ni entender como criminales de guerra como fue Serrano Suñer, el cuñadísimo del sanguinario Franco, pudiera morir tan tranquilamente, centenario. Y lo de la independencia judicial no se puede respetar con las increíbles denuncias a Garzón, y que han admitido, de un partido ultraderechista como la Falante, por ej. ¿Alquien en Alemania admitiría una denuncia de un partido nazi contra un juez antinazi?

Sé el primero en comentar en «La cosa no iba por tí, pero me la repat»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Traducción »