Como si no hubiera temas urticantes en l

Como si no hubiera temas urticantes en la sociedad y en la política catalanas, G. Morán sigue mirando para otro lado y hablando de músicas celestiales. Ahora se pone a contarnos una película, en un artículo penoso, relleno con información apenas por encima del nivel de Wikipedia, y como de aprendiz torpe de crítico cinematográfico. Por si alguien todavía dudaba, aquí tiene una prueba más de lo que vengo diciendo: a G. Morán le pagan en La Vanguardia para atacar a la izquierda desde una fingida posición radical. Y la evidencia es que ahora se ha quedado sin temas. Ya no cabe seguir atacando a una izquierda hundida en el desastre y sin ninguna responsabilidad de gobierno. Los temas de política general también le están vedados: CiU espera estar a buenas con el PP, por algo el apoyo a los presupuestos. ¿Y Cataluña? Pues ya lo ven: se van acercando los dos años de CiU en el Govern, y G. Morán (como vaticiné en su día) todavía no ha escrito ni una sola palabrita sobre asuntos de Cataluña; y no será por falta de materia. Demasiado mirar para otro lado, demasiado silencio para quien siempre ha asumido en sus artículos la pose de gran oráculo radical de la pureza crítica, y escribe en un periódico de Barcelona. Silencio sorprendente, o más bien, muy evidente.

Sé el primero en comentar en «Como si no hubiera temas urticantes en l»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Traducción »