Desde que sus jefes de La Vanguardia le

Desde que sus jefes de La Vanguardia le han ordenado que deje de insultar a la gente, Morán se ha vuelto soporífero. No he sido capaz de llegar al final.

Sé el primero en comentar en «Desde que sus jefes de La Vanguardia le»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Traducción »