El consorcio del Palau exige que se impute al tesorero de CDC

Convergència Democràtica de CatalunyaLa Fundación Palau de la entidad se desmarca de la Fiscalía y evita pedir que el juez cite a declarar como imputado a Daniel Osàcar

Barcelona. (EFE).- El Consorcio del Palau de la Música, que integran la Generalitat, el Ayuntamiento de Barcelona y el Ministerio de Cultura, ha pedido al juez que cite a declarar como imputado al tesorero de CDC, Daniel Osàcar, por el presunto cobro de comisiones de la constructora Ferrovial. Por contra, la Fundación Palau de la Música-Orfeó Català se ha desmarcado y ha evitado pedir al juez la citación de Osàcar y que abra una pieza aparte sobre el supuesto cobro de comisiones de este partido, desvelado por la Agencia Tributaria.

Según han informado a Efe fuentes judiciales, en un escrito presentado hoy ante el titular del juzgado de instrucción número 30 de Barcelona, Juli Solaz, la acusación particular ejercida por el Consorcio se suma a la petición de la Fiscalía de que se abra pieza separada para investigar el presunto reparto de comisiones de Ferrovial entre el Palau de la Música y CDC en la época de Fèlix Millet.

El escrito del Consorcio del Palau de la Música, que canaliza las subvenciones públicas a la entidad musical, también solicita la imputación del ex líder del Partit per la Independència (PI) y actual secretario de Inmigración de CDC, Àngel Colom, por los 75.000 euros que Millet le donó para financiar las deudas de su partido.

Igual que el ministerio público, la acusación particular plantea la necesidad de que los tres principales imputados por el saqueo del Palau de la Música -Fèlix Millet, su mano derecha Jordi Montull y la hija de éste, Gemma- vuelvan a ser interrogados para responder del expolio y del presunto pago de comisiones a CDC a través del Palau.

El Consorcio basa su petición en el informe de los peritos de la Agencia Tributaria, que concluyeron que Millet y CDC se repartieron comisiones del 4% pagadas por la constructora Ferrovial a cambio de la adjudicación de obras públicas en los gobiernos de Jordi Pujol, como la construcción de la Ciutat de la Justícia o de la línea 9 del metro.

A diferencia del Consorcio, la Fundació Palau de la Música-Orfeó Català, que hasta ahora había ido de la mano de la otra acusación particular y de la Fiscalía, se ha desmarcado del ministerio público y ha evitado pedir la imputación de cargos de CDC por el pago de comisiones evidenciado por el informe de Hacienda.

En un escrito remitido al juez en respuesta a una providencia del propio Solaz en la que reclamaba a todas las partes personadas que le pidieran nuevas diligencias a partir de la evolución del caso -que lleva más de un año de investigación- y del informe de la Agencia Tributaria.

En este informe, la Agencia Tributaria desveló que la constructora Ferrovial habría pagado comisiones del 4% por la adjudicación de grandes obras públicas, de las que un 2,5% habrían ido a parar a CDC, que se habría embolsado así 5,8 millones de euros, y un 1,5% se lo habrían quedado los ex responsables del Palau.

La Fiscalía respondió a la providencia del juez reclamando que citara a declarar como imputado al tesorero de CDC, Daniel Osàcar, cuyo nombre apareció vinculado a los pagos, y que abriera una pieza aparte sobre el supuesto pago de comisiones a Convergencia durante la etapa de gobierno de Jordi Pujol.

En cambio, el Palau se ciñe en su escrito a reclamar nuevas diligencias relacionadas únicamente con el saqueo, desmarcándose así de la petición de la Fiscalía, que fue duramente criticada por el líder de CiU, Artur Mas, quien, a las puertas de las elecciones catalanas del próximo 28-N, acusó al ministerio público de entrar en campaña.

En su escrito, el Palau pide que, además de Millet y Montull, el juez también llame a declarar a la otra imputada en la causa, Gemma Montull, y que cite como imputada a Elisabet Barberà, que fue la secretaria personal de Millet durante más de 35 años.

El Palau justifica su petición para que se cite de nuevo a declarar a los imputados porque tan sólo han comparecido una vez -tras confesar que habían saqueado 3,3 millones de euros- y desde entonces se ha descubierto que el dinero que lograron desviar de la institución supera los 35 millones de euros, según la auditoría definitiva.

A diferencia de la Fiscalía, los nuevos responsables del Palau tampoco han pedido que se cite a declarar como imputado al ex líder del Partit per la Independència (PI) y actual secretario de Inmigración de CDC Àngel Colom, por los 75.000 euros que Fèlix Millet le donó para financiar las deudas de su partido.

La Vanguardia (15.11.2010)

Sé el primero en comentar en «El consorcio del Palau exige que se impute al tesorero de CDC»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Traducción »