No soporto ese tonillo petulante de Mor

No soporto ese tonillo petulante de Morán, siempre con el dedito acusador atribuyendose el papel de gran inquisidor de la moral. Cualquier excusa, en este caso la muerte de Salinger, le sirve para escupir sus bilis de literato frustado. La cosa tiene sus bemoles porque precisamente quien lanza improperios y acusaciones a diestro y siniestro es quien ha demostrado una espantosa falta de rigor y de honestidad intelectual en algunos de sus libros. Como muestra, un botón: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=63063

Sé el primero en comentar en «No soporto ese tonillo petulante de Mor»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Traducción »