Un magistrado del Constitucional recuerda que algunas sentencias tardan ocho años

Eugeni Gay, Magistrado del TCEfe – Barcelona.- El magistrado del Constitucional Eugeni Gay recordó que algunas sentencias de este órgano tardan “siete u ocho años“, aunque deben revisar pocos artículos, y ha recalcado que el Estatut tiene “230 preceptos recurridos, algo que no ha ocurrido en ningún tribunal constitucional del mundo”.

En un encuentro con estudiantes de derecho en Esade, en Barcelona, Gay afirmó que el Tribunal Constitucional (TC) “no está tardando” en dictar una sentencia sobre el texto estatutario y se ha declarado molesto por el “debate permanente” en torno al fallo judicial acerca de la carta autonómica.

“El Tribunal no puede hacer más de lo que ha hecho. Dirigirse en múltiples ocasiones a las instituciones públicas para pedirles respeto”, afirmó Gay, para añadir que el TC está “en una situación de precariedad absoluta, ya que hace dos años que las instituciones públicas representadas por partidos políticos no lo han renovado”.

El magistrado del Constitucional dijo que el TC es “una institución desgraciadamente maltratada, que no tiene portavoz, que no tiene capacidad de respuesta y no puede hablar con las partes ni con los políticos, pero que tiene muy claro que se debe cumplir la Constitución”.

Gay, que no sabe si se siente “maltratado” como miembro del TC, añadió que “la historia juzgará este periodo porque está en juego algo tan importante como vivir bajo el imperio de la ley o forzar la ley para obtener unos resultados determinados”.

“El tribunal está legitimado (para dictar la sentencia): si no, nos habríamos ido. Nosotros no nos podemos ir (del TC) cuando queramos, sino cuando llega el cese a partir de un determinado momento. Por eso la legitimación es absoluta”, concluyó Gay.

El Confidencial (13.02.2010)

Sé el primero en comentar en «Un magistrado del Constitucional recuerda que algunas sentencias tardan ocho años»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Traducción »