Siempre he sentido debilidad por Félix

Siempre he sentido debilidad por Félix de Azúa. Como lector desde mi etapa de formación, pre y universitaria, y como persona desde que, por una sola vez, hablé con él (acompañaba al últimamente invisible Félix Ovejero). Este artículo, como la mayoría de los que escribe, rezuma talento; me quedo con estas dos perlas: *”La peculiaridad del caso catalán es que el partido socialista (que escribe su logo con esta grafía: psC para subrayar que son más catalanes que socialistas) era el órgano que debía corregir la deriva conservadora, constituida en verdad como un movimiento nacional en consonancia con la herencia rural y oligárquica del nacionalismo catalán. Sin embargo, y contra toda la herencia ilustrada, progresista o revolucionaria del partido, los socialistas catalanes (en realidad, tan sólo su acomodada cúpula dirigente) han asumido en los últimos cinco años los mitos del nacionalismo conservador y rural, su lenguaje se ha vuelto casi exclusivamente sentimental y apenas se distingue del de sus socios separatistas”. Y **”Quién nos iba a decir a quienes fuimos votantes del socialismo catalán que algún día sentiríamos envidia del País Vasco. Y quién nos había de decir que serían los socialistas catalanes quienes precipitarían en el descrédito al socialismo español”.

Sé el primero en comentar en «Siempre he sentido debilidad por Félix»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Traducción »