¡Que irrumpa con urgencia una Angela Davis en el ágora catalana!

[Crónicas sabatinas] Más acá y por debajo de la identidad étnica sobrecargada y del soberanismo excluyente y sus numerosos sistemas afines

Para Angela Davis, por supuesto.

De nuevo el marco general, para no olvidar donde nos situamos en .Cat: a pesar de haber perdido las elecciones del 27S, el secesionismo catalán, antidemocráticamente y con el apoyo parlamentario de una fuerza que dice ser de izquierda radical y transformadora (en realidad, patriota y patriotera donde las haya), sigue o aparenta seguir con sus planes de ruptura del demos común creando lo que llaman “estructuras de Estado” -sin mandato popular para ello- para el día D (adelantado o no) y diseñando, generando y abonando todos los líos de los que son capaces, hasta el punto de justificar, si es necesario, insultos y provocaciones de sus partidarios como ha ocurrido recientemente tras el 6F, girando, eso sí, el plano, el foco y la perspectiva y acusando a los otros de difamadores y falsarios. Ellos, sabido es, no rompen un huevo. Pues vale. No es necesario señalar que los otros siguen también erre que erre con lo suyo pero aquí, en .Cat, el tema y el punto no es ese, el tema y el punto son los planes y las actuaciones de los que algunos consideran “los nuestros”. La contradicción principal decíamos hace años. Ni que decir tiene también que los medios de intoxicación y manipulación ideológica siguen en pie de combate. Un ejemplo: una periodista de TV3, Silvia Cóppulo, por convencimiento o por obediencia debida, señaló que Artur Mas -el preferido de la gran familia, ¡el político profesional conectado con mil redes con lo más neoliberal y “moderno” de la burguesía catalana que ha llegado a compararse -abróchense los cinturones- con Rosa Parks!- estaba siendo juzgado por ser el 12 9 presidente de la Generalitat (¿qué cuentan en esta cuenta?) y por preguntar a la gente cual quería que fuese el futuro político de Cataluña. Eso, día tras día, y por aire, mar, tierra, imágenes y ondas (según una encuesta reciente -GESOP, universo de 1.600 personas consultadas- un 22% de los catalanes considera que los medios de “comunicación” son neutrales y un 0,8% que rechazan el independentismo. Un 65% tienen una opinión más informada).

Dos previas. Escribí la semana pasada: “… Creo que no (aunque seguirán trabajando para ello y el sistema educativo y los medios son esenciales para ir abonando una identidad nacional sobrecargada y netamente española)”. Debería hacer escrito: “neta o fuertemente antiespañola (incluyendo la España republicana por supuesto)”. Un error. Disculpas.

La segunda observación. Titular de El Punt-Avui, 10/2/2017: “L’himne de la Revolució dels Clavells sona a Palau per rebre els encausats pel 9-N [El himno de la revolución de los claveles suena en el Palacio de la Generalitat para recibir a los encausados del 9-N ]”. Vale todo, todo. ¡Pero que tendrá que ver José Afonso, Grandola y la revolución de los claveles, con Mas, Rigau, Ortega y Oms! ¡Tergiversan y ensucian todo lo que tocan! ¿Cuántas veces habrán cantado los susodichos esa canción? ¿Qué deben sentir cuando la oyen? ¿Qué significó todo aquello, aquellos días que transformaron nuestro mundo, en sus vidas? Nada, nada de nada. O peor, rechazo. ¿Tierra de fraternidad, en cada esquina un amigo, igualdad? ¡Pero que tendrá que ver la cosmovisión de Grandola con lo que significan, políticamente hablando, los cuatro citados o Forcadel, la del esclavismo, por ejemplo? ¿Qué relación tienen -al igual que lo que ellos mismos llaman “procés”- con la música y el legado del cantautor comunista portugués? ¿A quiénes quieren engañar, ellos, todos ellos y ellas, herederos políticos del gran embaucador, manipulador y defraudador? ¿Una destructora de la enseñanza pública como Rigau, una liquidadora del Memorial Democrático como Ortega, relacionada s con Afonso? Escuchen, sientan, piensen y comparen:

Una única cita esta vez (y tras ella, una sugerencia ciudadana). Es larga esta vez pero vale la pena. Ya se imaginan la autoría. Habla la compañera Angela Davis. Silencio respetuoso:

“En un momento difícil de nuestra historia, recordemos que los cientos de miles, las millones de mujeres, las personas trans, los hombres y los jóvenes que estamos aquí en la Marcha de las Mujeres, representamos a las poderosas fuerzas del cambio que están determinadas para evitar que las culturas moribundas del racismo y el hetero-patriarcado se levante de nuevo. Reconocemos que somos agentes colectivos de la historia y que la historia no se puede borrar como las páginas web. Sabemos que nos reunimos esta tarde en tierras indígenas y seguimos el camino de lucha de los primeros pueblos que, a pesar de la masiva violencia genocida, nunca han renunciado a la lucha por la tierra, el agua, la cultura y su pueblo. Un especial saludo hoy a los ¡Siux de Standing Rock!”

Las luchas por la libertad del pueblo negro, que ha moldeado la naturaleza misma de la historia de Estados Unidos, prosigue Angela Davis, “no pueden ser borradas con la mano. No podemos olvidar que las vidas de lxs negrxs importan. Este es un país anclado en la esclavitud y el colonialismo. Esto significa que para bien o para mal, la historia misma de los Estados Unidos es una historia de inmigración y esclavitud. La propagación de la xenofobia, acusar de asesinato, de violación, y construir muros, no borrará la historia. ¡Ningún ser humano es ilegal!”

Más aún, Angela no se olvida de nada: “La lucha por salvar el planeta, detener el cambio climático, garantizar la accesibilidad del agua de las tierras de los Sioux de Standing Rock, en Flint, Michigan, en Cisjordania y en Gaza; la lucha por salvar la flora y la fauna y por salvar la atmósfera, son el punto cero de la lucha por la justicia social”.

La marcha fue, en opinión de Davis, “una marcha de mujeres que representa la promesa del feminismo en contra de los poderes perniciosos de la violencia estatal. Un feminismo inclusivo e interseccional que invita a todos a unirnos a la resistencia al racismo, a la islamofobia, al antisemitismo, a la misoginia y a la explotación capitalista. Sí. saludamos a “Fight for $15” (campaña por un mínimo salarial de $15 la hora)”.

Nos dedicamos y dedicaremos, señala, a la resistencia colectiva. Así la concibe: “Resistencia a los multimillonarios,a los especuladores hipotecarios y gentrificadores. Resistencia a los corsarios de la salud. Resistencia a los ataques contra musulmanes e inmigrantes. Resistencia a los ataques contra las personas con discapacidad. Resistencia a la violencia estatal perpetrada por la policía y por la compleja industria penitenciaria. Resistencia a la violencia institucional e íntima de género, especialmente hacia las mujeres trans de color. Los derechos de las mujeres son derechos humanos en todo el planeta. Es por eso que decimos: ¡libertad y justicia para Palestina! Celebramos la inminente liberación de Chelsea Manning y Oscar López Rivera, pero también decimos ¡libertad para Leonard Peltier! ¡Libertad para Mumia Abu-Jamal! ¡Libertad para Assata Shakur!”

En los próximos meses y años, va concluyendo esta admirable activista y sensacional mitinera, “seremos llamados para intensificar nuestras demandas de justicia social, para que seamos más militantes en nuestra defensa hacia las poblaciones vulnerables. Aquellos que todavía defienden la supremacía masculina blanca hetero-patriarcal: ¡Tengan cuidado! Los siguientes 1.459 días de la administración del Trump serán 1.459 días de resistencia: ¡Resistencia en las calles! ¡Resistencia en las aulas! ¡Resistencia en el trabajo! ¡Resistencia en nuestro arte y en nuestra música! ¡Esto es solo el comienzo! y tomando las palabras de la inimitable Ella Baker: Nosotros, que creemos en la libertad, no podemos descansar hasta que llegue. Gracias”.

La referencia de la intervención: “Discurso completo de la Marcha de las Mujeres (incluye Vídeo con subtítulos en castellano). “¡Aquellos que todavía defienden la supremacía masculina blanca heteropatriarcal: Tengan cuidado!”.

¡No se pierdan la voz de Davis, no se la pierdan! Dirán (sé que no lo dirán): puro y simple idealismo. ¿Idealismo? Conviene entonces recordar una palabras de Einstein muy queridas, citadas y recordadas por Francisco Fernández Buey. En 1922, el ministro alemán de asuntos exteriores, Walter Rathenau, fue asesinado por activistas de la extrema derecha. El que sería posteriormente perseguido por el FBI, amigo del asesinado, declaró: “No hace falta mucho para ser idealista cuando se vive en el país de Jauja. Rathenau era un idealista pese a que que vivía con los pies en el suelo y sabía muy bien a qué olía la tierra […] Nunca hubiese imaginado que el odio, la incomprensión y lña ingratitud pudieran llegar a tanto” [1]. Angela Davis será una idealista pero lo es en el sentido einsteiniano del término.

La sugerencia ciudadana:

¿No necesitamos con urgencia alguien que hable con claridad en los términos y desde la perspectiva de la gran activista norteamericana aquí, en .Cat, y por extensión, en el resto de España?

¿No tenemos nada que decir respecto al cambio climático o la destrucción del medio ambiente aquí, en .Cat?

¿Y respecto a lo que representan hoy nuestras centrales atómicas, la apuesta del gobierno de Junts pel sí por la peligrosa industria del átomo?

¿Nadie debería hablar de los miles y miles de lazos que nos unen con las trabajadoras y trabajadores del resto de España?

¿No sentimos como nuestra cultura republicana? ¿No son nuestros también Cernuda, Alberti, M. Teresa León, Machado o el poeta asesinado por ejemplo?

¿No debemos alzar el grito ante el infierno laboral al que están condenados los jóvenes trabajadores, especialmente los de familias obreras? ¿No debería ser ésta una de nuestras principales preocupaciones?

¿Quién habla del dolor físico, psíquico, del malestar existencial de millones de familias desfavorecidas de Cataluña, de trabajadores y trabajadoras que acuden a su puesto de trabajo como el que sufre una condena de décadas y décadas?

¿No hay nada que decir de la subordinación de la enseñanza pública a los intereses del empresariado (la formación dual es un ejemplo de libro, hay más)?

¿Qué decir de la salud pública, parcialmente destrozada por alguien que contó con el apoyo explícito de Mas y de la patronal privada del sector, alguien que debería ser declarado persona non grata en toda Cataluña?

¿Qué decir de la situación de las personas con enfermedades mentales en nuestro país?

¿Nada que decir de la violencia de género y del trato machista que afecta a tantas y tantas mujeres?

¿Y de los jóvenes y no tan jóvenes que se han visto obligados a exiliarse y no lo han hecho para cambiar de aires ni para conocer mundo?

¿Y del coste de las matrículas y estudios universitarios y de lo que eso significa para los estudiantes de origen obrero?

¿Nada que decir sobre el desolador panorama laboral in crescendo que afecta no a las clases dominantes y hegemónicas, con mando en plazo y con redes bien dotadas, sino a millones y millones de personas trabajadoras?

¿Cuánto vale un trabajador/a en las cuentas de resultados de las empresas, de capital catalán o no, en .Cat?

¿Vale siempre el mismo tema-monotema? ¿Vamos a seguir permitiendo que su lenguaje nos contamine a todos? ¿Quién alza su voz en .Cat para defender actualmente una cultura federalista que nos aproxime y no nos separe?

¿Cómo es posible que sectores que se dicen de izquierdas apoyen o se subordinen a los planes políticos de un individuo de la ambición políticas del hijo político predilecto del molt ex honorable?

¿No deberíamos hablar de la corrupción generalizada de las clases dominantes, de las 400 familias con mando en plaza en .Cat al decir de don Millet? ¿Tan distintos de Barcenas o de cualquiera de sus próximos?

¿Somos tan contundentes cuando criticamos y “amenazamos” a Rodrigo Rato que cuando estamos en presencia de alguien, un chorizo confeso, que fue llamado durante más de 35 años molt honorable, alguien que sigue teniendo placas y esculturas en su honor por el país?

¿No debería la izquierda pensar y actuar como izquierda?

¿Hay alguna duda del carácter de clase del movimiento secesionista catalán que algunos, incomprensiblemente, siguen hablando de él en términos de “formidable movilización catalanista”?

¿Hemos interiorizado su cosmovisión? ¿Será capaz la izquierda española no catalana de quitarse la venda que cubre sus ojos en este asunto?

Lo dejo por no cansar. Pero caben mil preguntas más, diez mil razones complementarias.

Voy acabando. No digo que sea Angela Davis, pero no están nada mal las palabras de Jordi Évole en el concierto ‘Volem acollir’ del sábado 11 de febrero . Estas son una muestra:

«El racismo no tiene fronteras ni banderas, lo encontramos tanto en las concertinas de Ceuta y Melilla como cuando miramos de reojo a un mantero en la Rambla de Barcelona. Racismo en levantar muros en México igual que lo es votar a favor de la reforma de la ley de extranjería en el Congreso de los Diputados. Racismo es disparar bolas de gomas a inmigrantes medio ahogados en una playa igual que lo es que cinco policías apaleen a un rumano en una comisaría y acaben indultados… Nos gusta pensar que Catalunya es una tierra integradora, y hoy estáis dando un ejemplo. Experiencia no nos falta. No hace muchas décadas llegaron miles de andaluces, de extremeños, de castellanos, de gallegos, que venían a trabajar y a dar a sus hijos las oportunidades que ellos no tuvieron. Ayudaron al progreso de todos y no tengo claro que ellos lo tuviesen muy fácil. Acabaron viviendo en enormes bloques de pisos minúsculos construidos sin muchos miramientos en solares sin urbanizar en las afueras de las ciudades. Junto con muchos catalanes lucharon por cada plaza, por cada ambulatorio, por cada escuela pública que consiguieron para su barrio. Precisamente son estas personas de barrios obreros que quizá no se han podido pagar la entrada para entrar en este concierto las que hoy conviven directamente con las personas venidas del resto del mundo, y son sobre todo estas clases populares las que luchan contra un eslogan perverso, un eslogan sucio y asqueroso que dice ‘primero los de casa’. La solidaridad tampoco tiene fronteras ni banderas»

La referencia completa de la intervención:  Le sentaron muy mal a un eurodiputado de la exCDC: Ramon Tremosa ✔ @ramontremosa “Manipuladors d’esquerres sense fronteres: tan sectaris i tan arrogants que no han pogut evitar un altre govern del PP @jordievole https://twitter.com/joanpuig/status/830542149443784706…

Una nota complementaria sobre Évole y su familia de una amiga historiadora, Soledad Bengoechea:

“Estuvimos en la boda de sus padres. Se casaron en Cornellá, donde viven. Fue una boda sencilla, como todos nosotros, con muchos familiares llegados de Extremadura y Andalucía. Primero tuvieron una hija, Lourdes, serena, muy estudiosa y reposada, luego a un niño, Jordi. Fue un crío nervioso, muy revoltoso. Estudió periodismo y cuando obtuvo su primer contrato a sus padres, él entonces vendedor de muebles tienda por tienda y ella vendedora de charcutería en el mercado de Cornellà se les caían las lágrimas. Su padre conoció a mi compa a los 15 años, cuando entraron a trabajar juntos en las oficinas de Muebles la Fábrica. Es una persona con muchas inquietudes, afín, por tradición familiar, al PSOE. Escribía en revistas del barrio artículos que en ocasiones eran prohibidos por la dictadura. También organizaba charlas en la iglesia de Cornellà. Una vez invitó a mi compa para hablar de las cuentas de la Seguridad Social (hacía la tesis sobre ello). Era el otoño de 1975, yo estaba a punto de tener mi tercer hijo. Poco antes de comenzar el acto llamó por teléfono para que no fuera, que la iglesia estaba rodeada por la policía y yo entonces no estaba para sustos…. Luego, más tarde, le dio un fuerte infarto, pero sobrevivió. Jordi siempre ha sido un buen hijo, igual que su hermana. Perdonad por el rollo, pero es que estoy tan indignada con la actitud de los que se creen amos de la tierra.”

Dos observaciones finales:

  1. Informaciones constitucionales, de un amigo historiador de ASIC/ASEC:

► CONSTITUCIÓN DE FINLANDIA. Art. 4. El territorio nacional. «El territorio de Finlandia es indivisible.” ► CONSTITUCIÓN DE ITALIA: Art. 5. “La República, una e indivisible, reconoce y promoverá las autonomías …” ► CONSTITUCIÓN DE NORUEGA: Artículo 1: ‘’El Reino de Noruega es un Estado libre, independiente, indivisible e inalienable”. ► CONSTITUCIÓN DE FRANCIA. Artículo 1: “Francia es una República indivisible, laica, democrática y social.» Artículo 89, «Ningún procedimiento de revisión puede ser iniciado o llevado adelante cuando se refiera a la integridad del territorio.» ► CONSTITUCIÓN DE SUIZA: Art. 53: “Toda modificación del número de cantones se someterá a la aprobación del electorado y de los cantones afectados, así como al voto del pueblo y de todos los cantones” (Cuando en los años 70, se quiso separar una comarca (Jura) de un cantón (Berna), se hizo un referéndum a nivel de todo el pueblo suizo). No sólo la CE78 habla de indivisibilidad. Si la CE78 es neofranquista por esta consideración, muchas otras están en el mismo saco.

  1. La reflexión de un activista incansable, de otro idealista einsteiniano, Miguel Muñiz, portador de excelentes razones y de una perspectiva critica y documentada en un asunto central: “A pesar de que parece insignificante dentro de la Ley de presupuestos 2017 presentada por el gobierno PDECAT-ERC, el Capítulo 7º, que plantea la creación de un «impuesto» a las emisiones radiactivas rutinarias de los tres reactores atómicos que funcionan en Cataluña, entra de lleno en el campo de la Política; sólo hay que reflexionar sobre algunas de sus implicaciones: adjudica a estas emisiones un impacto sobre la salud, por lo tanto el Capítulo 7º afecta a toda la población, ya que las emisiones radiactivas, como se sabe, pueden desplazarse a enormes distancias, actuar sobre toda la cadena de alimentación y alargar sus efectos en el tiempo.. Las implicaciones sanitarias son igualmente abrumadoras, implica plantear estudios e investigaciones para determinar su alcance. Y no digamos ya las implicaciones que supone en el terreno de la fiscalidad ambiental, donde plantea interesantes cuestiones sobre los diferentes tipos de impuestos, sobre su efectividad real como disuasorio o compensador, o sobre su carácter legitimador de impactos irreversibles, que es como creemos que se puede calificar con toda precisión el Capítulo 7º. Por todas estas razones, el Capítulo séptimo pertenece de lleno al ámbito de la Política, pero paradójicamente, se ha resuelto parlamentariamente como una cuestión de política, se ha “gestionado” desde un consenso tácito entre los diferentes partidos, dentro de la rutina profesional de la política y de espaldas a las implicaciones sociales y de salud. Limitándolo a un requisito menor de política fiscal. Este tratamiento no sorprende en el caso de los partidos del Parlamento que tienen una posición favorable hacia la energía nuclear: PDECAT (CDC), ERC, PP y Ciudadanos, son fuerzas que mantienen posturas que van desde el apoyo entusiástico al silencio calculado; pero sí que sorprende en el caso de las tres formaciones que tienen en sus programas el cierre nuclear: PSC, CSQEP y la CUP. Lo que ha pasado con el Capítulo 7º y el «impuesto» radiactivo es todo un ejemplo del blindaje político que la energía nuclear tiene en las instituciones de Cataluña”. Pueden leer su reflexión completa aquí:

Seguimos la semana próxima. Como el rayo del poeta olvidado, un debemos cesar.

Salvador López Arnal

Rebelión, 18/02/2017

Nota:

[1] Tomado de Vincenzo Barone. Albert Einstein. Constructor de Universos, Vilassar de Dalt-Barcelona, Biblioteca Buridán-Montesinos, 2017 (traducción de Josep Sarret Grau)

 

Please follow and like us:
0

Sé el primero en comentar en «¡Que irrumpa con urgencia una Angela Davis en el ágora catalana!»

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Traducción »