Méjico debe y puede salir de su postrac

Méjico debe y puede salir de su postración histórica. Para ello debe comenzar a desembarzarse de su tradicional oligarquía cacequil que evita el desarrollo y corrompe la sociedad. El maltrato a las mujeres es un ejemplo inequívoco de un estado de cosas insostenible… si no queremos que vuelva la revolución.

Sé el primero en comentar en «Méjico debe y puede salir de su postrac»

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Traducción »